Equo plantea “que pague más quien más tiene y quien más contamina” y dice que “el petróleo de España es el sol”

El partido ecologista Equo propone una reforma fiscal para “que pague más quien más tiene y quien más contamina”, tal y como han reivindicado este viernes en rueda de prensa el candidato de dicha formación a las elecciones generales, Juan López de Uralde, su ‘número dos’, Inés Sabanés, y el eurodiputado de ICV, Raul Romeva.

Esto se traduce en medidas como aplicar un gravamen del 51% a las rentas superiores a 150.000 euros; recuperar los impuestos de Patrimonio y de Sucesiones y Donaciones; aumentar la tributación para las Sociedades de Inversión de Capital Variable (SICAV) y ponerlas bajo el control de la Agencia Tributaria; instaurar un nuevo impuesto sobre los bancos y otras entidades de crédito; aplicar un IVA del 25% para los artículos y productos de lujo, y crear una tasa de CO2 y otros impuestos ‘verdes’.

“En ninguno de los ámbitos tiene mayor sentido el eslogan de campaña, ‘Reinicia’, como en el de la economía”, ha afirmado Uralde. “España necesita reiniciar la economía porque el modelo productivo de nuestro país tiene características específicas que han agravado la crisis y que nos han llevado a extremos verdaderamente dramáticos”, ha señalado.

A este respecto, Uralde ha criticado el modelo del “ladrillo”, que a su juicio, no sólo ha contado “con el consenso de los dos grandes partidos” sino también de los “pequeños”, porque “en la fiesta del ladrillo participaron todos”. En este sentido, ha dicho que en el cara a cara entre el candidato socialista, Alfredo Pérez Rubalcaba, y el ‘popular’ Mariano Rajoy, ambos “intentaban tirarse el ladrillo a la cabeza, pero no podían porque los dos eran responsables”.

“DOS RECETAS EN EL PP: LADRILLO Y RECORTES”

“Vemos con preocupación que la persona que según las encuestas puede ganar las elecciones el 20N vuelve a apostar por el modelo del ladrillo para relanzar la economía española”, ha manifestado. “Vemos dos recetas en el PP: ladrillo y recortes”, ha advertido. A su juicio, estas recetas “se adivinan” en medidas como la deducción fiscal para la compra de vivienda.

Equo plantea una propuesta “radicalmente diferente”, en palabras de Uralde, con un impulso de las energías renovables, “porque el petróleo de España es el sol y no lo estamos aprovechando”, y ahí hay un “yacimiento de empleo”. Y con el desarrollo de sectores como la agricultura ecológica, donde España tiene una “enorme capacidad de producción, comercialización y distribución”.

Por su parte, Sabanés ha sostenido que esta “transición” económica no puede darse manteniendo un sistema fiscal “desequilibrado e injusto”, caracterizado por la “permisibilidad del fraude” y la “desfiscalización de las rentas del capital”, cuya consecuencia en este momento de crisis ha sido la “caída de los ingresos del Estado”.

Así las cosas, el programa de política fiscal y financiera de Equo, que ha sido desgranado por Sabanés, apuesta por “reforzar la capacidad del Estado” como único camino para el cambio de modelo. En la misma línea, Romeva ha subrayado que “el debate no es sólo cómo recortar sino cómo ingresar” para reducir el déficit de los países de la Unión Europea.

Pero a su juicio la Unión Europea adolece también de un “déficit político”, como está demostrando el hecho de que sean dos jefes de Gobierno los que marcan la política, en alusión a la canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, Nicolas Sarkozy.

fuente: europapress.es