Lanzarote pone en marcha un proyecto de energía de las olas para acabar con la dependencia del diésel

Canarias pondrá en marcha un proyecto de energía de las olas en la costa de Lanzarote con  tecnología australiana para acabar de una vez por todas con la dependencia del diésel. El proyecto, liderado por el desarrollador indio del proyecto Enzen, sumergirá uno de los convertidores de energía mWave de Bombora Wave Power en la costa norte de la isla, donde se identificó un recurso “grande y consistente”.

Harish Gopal, CEO de Enzen España, dijo que la primera fase del proyecto tendría hasta 4 MW de capacidad de generación a través del desarrollo de un sistema de 1.5 MW de mWaves.

El sistema undimotriz, que se desarrollará en colaboración con el Cabildo de Lanzarote, se utilizará para complementar el suministro eléctrico existente en la isla, dijo Gopal, que actualmente se produce principalmente en una central eléctrica a diésel.

“Nuestro compromiso con el Cabildo de Lanzarote, es liderar su transición de generación de energía a fuentes renovables, desarrollando soluciones de energía con bajo o nulo impacto en el entorno físico para garantizar la conservación de la tierra en la isla”, dijo Gopal.

“Estamos encantados de que como parte de ese programa, seleccionemos a Bombora como uno de nuestros socios clave para proporcionar una solución tecnológica que nos permita generar energía sin contaminación visual”. Para la australiana Bombora, el proyecto de Lanzarote marca otro paso importante en la comercialización de su tecnología.

mWave ya había despertado gran interés en Europa, incluida una propuesta para lanzar una serie de plantas de energía de las olas a escala comercial, comenzando en Portugal. Bombora, además también está en proceso de instalar un proyecto de demostración de 1,5 MW en el Área de Pruebas de Energía Marina en la costa de Pembrokeshire, en Gales.

Se espera que este proyecto se complete en el verano de 2020, ya que el proyecto de demostración se ejecutará simultáneamente con el proceso de autorización de la planta undimotriz de Lanzarote, dijo Bombora.

“Este proyecto de energía de olas conectado a la red es una gran oportunidad importante tanto para Bombora como para la población de Lanzarote y ubicará a Lanzarote en la vanguardia mundial de la comercialización de la energía de las olas”, dijo el director gerente Sam Leighton.

“Enzen y Bombora están ahora comprometidos con la cadena de suministro local en Lanzarote para llevar a cabo el proyecto con Bombora brindando apoyo de ingeniería especializada desde nuestra sede europea en Gales”.

El proyecto Bombora también es una buena noticia para la industria de la energía de las olas de Australia en general, después de que uno de sus representantes más prometedores, la compañía Carnegie Clean Energy, se declarara en quiebra.

Carnegie, que comenzó su vida como Carnegie Wave Energy, actualmente está implementando un plan respaldado por acreedores para resucitar el negocio principal de energía de las olas de la compañía y para vender o reducir Energy Made Clean. La tecnología CETO 6 de la compañía, que se ha demostrado con éxito en Garden Island, cerca de Perth, está considerada entre las más avanzadas del mundo.