Arnold Schwarzenegger protagoniza una divertida campaña a favor de los coches eléctricos

El ex actor de cine Arnold Schwarzenegger ha regresado a la pantalla para lanzar una nueva campaña llamada «Kicking Gas», en la que protagoniza a un vendedor de coches usados que trata de disuadir a los compradores potenciales de cambiarse a uno eléctrico.

Por supuesto, el objetivo de la serie de campañas, dirigida por la organización californiana de defensa de automóviles eléctricos Veloz, como parte de su iniciativa «Electric for All «, es ilustrar cómo los coches convencionales con motor de combustión interna (ICE) son sucios, ruidosos y perjudiciales para el medio ambiente.

Como los clientes de los aparcamientos demandan una gama de opciones de cero emisiones, Schwarzenegger se presenta con el personaje «Howard Kleiner», equipado con gorra, camisa hawaiana y ese inconfundible acento austríaco.

«Estoy cansado de gastar dinero en la bomba», dice un cliente.  «Me gustaría usar algo con lo que pueda meterme en el carril de viaje compartido, en realidad», dice otro.

Otros están interesados ​​en beneficiarse del crédito fiscal de EEUU, que puede ser de hasta 4.600 euros según el fabricante (se reduce a la mitad por cada 200.000 vehículos nuevos vendidos).

Pero Arnie no lo tendrá. Emitiendo un gruñido, fumando, y con un vehículo con tracción a la cuatro ruedas probablemente con estándares pre-emisiones, le grita a los clientes desconcertados: “Esto es testosterona. ¡SÍ!»

Schwarzenegger incluso intenta convencer a una familia de que el auto eléctrico que están probando está fallando porque «es tan silencioso que escuchas todo lo que dice tu familia».

El vídeo resulta divertido, pero lo más importante es que simula de manera sucinta la locura absoluta que supone continuar presionando para mantener el uso de los automóviles de combustión interna.

Como nueva tecnología, hay mucha información sobre los beneficios de los automóviles eléctricos, que son más silenciosos, no emiten gases de escape ni emisiones de carbono, y tienen costes operativos mucho más bajos que los vehículos de ICE.

La intención de la campaña es hacer que estos mensajes utilicen la comedia para romper las barreras en la mente de las personas que aún se aferran a los autos que utilizan combustibles fósiles como fuente de energía.

Como ex gobernador de California desde 2003 hasta 2011, periodo durante el que se vendió la mitad de los 1,2 millones de autos eléctricos que hay en EEUU, Schwarzenegger es conocido por su apoyo a iniciativas ecológicas, ya que durante sus dos mandatos como gobernador de California firmó varios proyectos de ley a favor del medio ambiente.