Naturgy, dispuesta a ir a los tribunales por el recorte de la CNMC a la distribución gasista

Naturgy estudia «todas las alternativas» judiciales disponibles para combatir la propuesta de recorte de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) a la retribución de las actividades del sector gasista, según ha afirmado el presidente de la compañía, Francisco Reynés.

En una conferencia con analistas para presentar los resultados del primer semestre, Reynés ha señalado que la propuesta de la CNMC, que plantea recortes en el siguiente periodo regulatorio del 17,8% a la distribución de gas y del 21,8% a la de transporte de gas y regasificación, supone un cambio «brusco» en el modelo después de años de estabilidad.

En el caso de su filial de distribución de gas Nedgia, la energética también tiene sobre la mesa «todas las opciones», como la paralización temporal de las operaciones comerciales activas, cumpliendo con los compromisos y sin alterar las inversiones de mantenimiento y seguridad, así como un análisis en profundidad de futuras alternativas de negocio.

Reynés señaló que la prioridad es preparar las alegaciones para defender y proteger los intereses de todos sus ‘stakeholders’ por la propuesta de la CNMC, ya que estima que el planteamiento del regulador supone un diagnóstico «erróneo» del sistema gasista español y reconoce una retribución «insuficiente», lo que desincentiva al crecimiento.

Además, Naturgy estima que la CNMC plantea un periodo de transición demasiado corto en comparación con la vida útil de los activos y que falta visibilidad más allá de 2026.

En sus alegaciones, la compañía se centrará en proteger sus activos, pedir una valoración justa de los mismos y unos retornos adecuados ajustados al riesgo, todo ello con un modelo razonable y estable para sostener el crecimiento y un calendario de implementación justa.

En el caso del recorte propuesto por la CNMC para la distribución de electricidad, el presidente ejecutivo de la energética consideró que no es comparable con el planteado para el sector gasista, ya que, en este caso, si que se ofrece un modelo de continuidad con adaptaciones, con un modelo estable que en su mayoría supone cambios técnicos.