Ribera-Aagesen: por primera vez dos mujeres dirigirán la política energética en España

Teresa Ribera y Sara Aagesen. Una, vicepresidenta cuarta y ministra para la Transición Ecológica y Reto Demográfico. La otra, nueva secretaria de Estado de Energía. Dos mujeres. Un mismo objetivo. Dirigir la política energética en España.

Nunca había habido una ministra de Energía en España hasta la llegada de Ribera, y nunca había habido una secretaria de Estado de Energía. Siempre han sido hombres. Hasta este viernes en el que el Consejo de Ministros ha aprobado el nombramiento de Sara Aagesen para que sustituya a José Domínguez Abascal como segundo de abordo en materia energética.

¿Quién iba a pensar que dos mujeres iban a dirigir la política energética en un país como España donde el sector está controlado mayoritariamente por el hombre? Solo hay que darse una vuelta por los cientos de actos del sector energético que hay cada año en Madrid. Una amplia mayoría llevan corbata.

De las grandes empresas del sector, una amplia mayoría de los presidentes y CEO son hombres, probablemente muy válidos para sus puestos, pero la presencia de la mujer en las altas esferas se cuenta con los dedos de la mano.

Son muy pocas las mujeres en el sector, aunque cada vez tienen mayor representación, sobre todo en las asociaciones empresariales. Y ahora, con Ribera y Aagesen, la mujer se verá aún más representada y encima en los puestos de mayor poder.

Sara Aagesen, una experta en Medio Ambiente, releva a José Domínguez en la secretaría de Estado de Energía

De Ribera está todo contado ya, pero de Aagesen, una desconocida para la mayoría del sector hasta hace unos pocos meses, se oyen maravillas por todos lados. Las referencias no pueden ser mejores y eso que como quien dice acaba de llegar al sector, pero tampoco es así.

Aagesen es ingeniería química por la Universidad Complutense de Madrid y en 2018 dirigió, coordinó y definió el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030 y también la estrategia a largo plazo a 2050. Ha sido durante este año cuando el sector ha podido conocer a la nueva secretaria de Estado ya que todas las reuniones con lobbies y empresas sobre el PNIEC eran con ella. Y ha sido en esas reuniones donde el sector ha tenido claro, «que posee un conocimiento del sector profundo». «Sabe de lo que habla», dicen varias fuentes del sector.

Ha trabajado en la sombra durante el mandato de Ribera de año y medio como asesora especial de la ministra, quien confió en Aagesen desde el primer minuto, tal y como hizo también con la directora de la Oficina de Cambio Climático, Valvanera Ulargui, jefa de Aagesen estos últimos años. Y es que Aagesen lleva 16 años trabajando en dicha oficina.

Ahora, lo malo, que tampoco es para tanto, es que Aagesen se tendrá que ir al Ministerio de Industria donde aún se mantiene la secretaría de Estado de Energía, pero quien sabe, a lo mejor le hacen un hueco finalmente en la sede del Ministerio para la Transición Ecológica.

En definitiva, dos mujeres, muy formadas, probablemente más en cambio climático que en kilovatios, que dirigirán la política energética en España. Sí, frótense los ojos. Es para celebrarlo.

PD. Al César lo que es del César y felicidades a mi compañera Carmen Monforte (Cinco Días) por anunciar en exclusiva el nombramiento de Aagesen.