El consumo de carburantes mantiene su caída y el de carburantes de aviación se desploma hasta un 91%

Las salidas de gasolinas desde las instalaciones de la Compañía Logística de Hidrocarburos (CLH) se desplomaron un 82,6% la semana pasada, mientras que las de gasóleo A cayeron un 62,2% respecto a la misma semana del año pasado, según datos del operador de productos petrolíferos.

De esta manera, el consumo de carburantes de automoción mantiene su nivel de caída desde que arrancó el confinamiento ante las medidas adoptadas en España para hacer frente a la crisis sanitaria del coronavirus.

En la segunda semana del estado de alarma decretada por el Gobierno, del pasado 23 al 29 de marzo, las caídas en las salidas de gasolinas fueron de un 83%, mientras que las de gasóleos A fueron del 61%.

Mientras, se ha agudizado todavía más el descenso en las salidas de carburantes de aviación, con una caída la pasada semana del 91,2% frente al mismo periodo del año pasado.

En la segunda semana de estado de alarma, la caída en el consumo de carburantes de este sector, uno de los más impactados por la crisis del Covid-19, fue ya del 85%.

El Grupo CLH, operador de la red de productos refinados del país, mantiene activo el plan de contingencia que puso en marcha en el arranque de la crisis, para preservar la salud de todas las personas que trabajan en la compañía y garantizar así la actividad de sus infraestructuras y el abastecimiento de combustibles.

Las instalaciones de la compañía no han tenido incidencias en el desarrollo de su actividad y operan de acuerdo con las medidas previstas en el plan de contingencia. El sistema está funcionando con normalidad y se están siguiendo los planes previstos.

Además, el grupo destacó que se han intensificado las medidas de protección personales, se ha reforzado la limpieza y desinfección de zonas y equipos, y se han activado también planes de contingencia con empresas colaboradoras y proveedores de material esencial.