Las tarifas de la luz de marzo son las más bajas en cuatro años, según Facua

Las tarifas de la luz durante el pasado marzo han sido las más bajas de los últimos cuatro años, según el análisis realizado por la Facua-Consumidores en Acción, que concluye que la mayoría de usuarios no podrán beneficiarse de esta bajada ya que tienen contratadas ofertas del mercado libre.

Según ha informado la asociación de consumidores en una nota de prensa, estas ofertas generalmente son «mucho más caras», por lo que aconseja «volver de inmediato a la tarifa semirregulada» (PVPC), que hay que solicitar a un comercializador de referencia.

El importe medio del kWh de electricidad en PVPC fue el mes pasado de 8,78 céntimos antes de impuestos (11,16 céntimos una vez sumado el 27,19 % del IVA y el impuesto sobre la electricidad).

El análisis de la Facua desvela que la energía eléctrica no tenía un precio tan bajo para los consumidores domésticos desde 2016, cuando se situó en 8,68 céntimos antes de impuestos en el mes de abril y en 8,79 en mayo.

Para encontrar otro importe similar hay que remontarse al segundo semestre de 2006, periodo en que el kWh supuso 8,74 céntimos antes de impuestos, por lo que este del pasado marzo es el segundo precio del kWh más bajo en los últimos 14 años.

En cuanto a la factura del usuario medio con las tarifas de marzo -calculada con un consumo en condiciones normales, aunque por el confinamiento habrá un incremento-, la Facua ha calculado que se situó en 60,06 euros (impuestos indirectos incluidos).

El importe no era tan bajo desde abril de 2016, cuando representó 60,03 euros, con 60,53 euros en mayo de ese mismo año.

El usuario medio utilizado por la Facua en sus análisis tiene una potencia contratada de 4,4 kW y un consumo de 366 kWh mensuales y las tarifas por el consumo se aplican prorrateadas a la media de todo el mes.