Iberdrola desafía al coronavirus en eólica marina y avanza hacia la finalización del parque East Anglia One de 714MW

Iberdrola ha dado uno de los últimos pasos para la finalización de su ‘megaproyecto’ eólico marino East Anglia One, que está construyendo en aguas del Mar del Norte (Reino Unido) y que será uno de los más grandes del mundo de este tipo cuando entre en funcionamiento al 100% próximamente, con la instalación de todas las turbinas, proceso que ha completado en plena crisis sanitaria del coronavirus.

Siemens Gamesa ha sido el proveedor de las 102 turbinas del modelo ‘SWT-7.0-154’, cuyo proceso de instalación se inició en junio del año pasado.

Todos los componentes de las turbinas han sido premontados y cargados desde Peel Ports Great Yarmouth, tras la coinversión de cinco millones de libras (unos 5,75 millones de euros) de la filial de Iberdrola en Reino Unido -ScottishPower- en el puerto para prepararlo para la construcción y la actividad. Los componentes consisten en palas de fibra de vidrio de 75 metros, secciones de torre y góndolas, informó la compañía.

Con un total de 714 megavatios (MW) de capacidad, East Anglia One, donde Iberdrola tiene por socio al grupo australiano Macquarie, que posee el 40%, permitirá abastecer de electricidad limpia a alrededor de 630.000 hogares británicos.

Con una inversión total de unos 2.500 millones de libras (unos 2.875 millones de euros), el proyecto cuenta con un área de unos 300 kilómetros cuadrados -lo que equivale a 40.000 campos de fútbol-.

ACELERANDO SUS INVERSIONES HASTA 10.000 MILLONES

Este miércoles, con motivo de la presentación de resultados del primer trimestre del grupo, el presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, ya señaló que la compañía, a pesar de la actual coyuntura por el Covid-19, va a seguir «acelerando» sus inversiones hasta los 10.000 millones de euros este año.

Asimismo, apuntó la intención de la compañía de ampliar su plantilla, con la contratación en todo el mundo de unas 5.000 personas, y remarcó el compromiso con sus proveedores, con el adelanto de compras por cerca de 4.000 millones de euros.

En el caso concreto de East Anglia One, Galán estimó que el proyecto podría estar ya en funcionamiento total en unas cuatro o cinco semanas, lo que permitiría que esté ya generando ‘cash flow’ para el grupo.

El año pasado, la instalación ya había llevado a cabo la conexión a la red eléctrica nacional británica del primero de sus aerogeneradores, que desde mediados del pasado mes de septiembre ya estaba suministrando energía renovable a la subestación terrestre ubicada en la localidad de Burstall.

La construcción de East Anglia One es una de las palancas para el impulso de la incipiente industria eólica marina en Europa, siendo clave para varios sectores industriales, incluido el naval.

De hecho, el proyecto ha tenido un efecto relevante tractor en España, ya que Iberdrola ha contado con la participación de empresas locales, además de Siemens Gamesa, como Navantia o Windar para el desarrollo de buena parte de los componentes claves del parque.

UN PASO MÁS A LA FINALIZACIÓN DEL PROYECTO

El director del proyecto de ScottishPower, Charlie Jordan, destacó que la instalación exitosa de todas las turbinas es «un gran logro para el proyecto East Anglia One».

«Nos acerca un paso más hacia la finalización cuando el parque eólico produzca la energía limpia y renovable que Reino Unido necesita para descarbonizar y cumplir con su promesa de llegar a cero emisiones para 2050», señaló.

Además, el grupo ha proseguido adelante en uno de sus emblemáticos proyectos en medio de la actual crisis sanitaria del Covid-19, que ha paralizado gran parte de la economía y afectado a todo Reino Unido. «Garantizar un suministro seguro de energía es fundamental para respaldar nuestros servicios esenciales».

APUESTA POR LA EÓLICA MARINA

Iberdrola, que cuenta con una cartera de proyectos en eólica marina de 12,4 gigavatios (GW) en todo el mundo, opera en la actualidad, junto a este proyecto de East Anglia One, otros dos parques: West of Duddon Sands (389 MW) y Wikinger (350 MW).

Además, también en Reino Unido, el grupo está desarrollando un nuevo macrocomplejo eólico en East Anglia, denominado East Anglia Hub y que incluirá tres proyectos que tenía en cartera en esa zona y que suman 3.100 MW de potencia instalada y supondrá una inversión de unos 6.500 millones de libras (unos 5.710 millones de euros).

También en Europa, está promoviendo dos nuevas instalaciones en el Báltico (Alemania) con una potencia total de 486 MW (Baltic Eagle y Wikinger Süd), y en Francia el parque eólico marino de Saint Brieuc.

Asimismo, en Estados Unidos tiene en cartera dos de los mayores parques eólicos a gran escala del país: Vineyard Wind (800 MW) y Park City (804 MW).