La Junta de Andalucía sostiene que no dispone de instrumento financiero para aportar 20 millones a Abengoa

El consejero de Hacienda y Financiación Europea, Juan Bravo, ha sostenido este martes que la Junta de Andalucía no dispone en el momento actual de «instrumento financiero» ni de «fórmula jurídica» para aportar los 20 millones de euros que le reclama la multinacional Abengoa para completar su acuerdo de reestructuración.

No obstante, y a preguntas de los periodistas en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal del Consejo de Gobierno andaluz, el consejero de Hacienda ha apostillado que desde la Junta «vamos a intentar hacer todo lo posible», pero insistiendo en que primero hay que «encontrar esa fórmula que nos lo permitiese».

Además, Juan Bravo ha señalado que no cree que 20 millones de euros equivalga a «la operación» de reestructuración completa de Abengoa, cuyos «problemas vienen de atrás» y son «más gordos», según ha apuntado el consejero, quien en esa línea ha manifestado que la situación actual de la empresa «no es un problema que haya generado la Junta de Andalucía», sino «los anteriores gestores».

Tras agradecer a los «actuales gestores» de Abengoa su «esfuerzo para intentar salvar la empresa», el consejero ha comentado que actualmente «no hay un instrumento financiero en Hacienda para poder arreglar este problema», así como que por parte de la Junta «estamos intentando trabajar no con Abengoa, sino con muchas empresas e industrias que vienen con sus problemas».

Al respecto, ha apuntado que «cuando el Gobierno de España sacó su ICO –Instituto de Crédito Oficial– nos pidió a las comunidades autónomas que fuéramos complementarios a sus medidas», y, así, la Junta creó «una línea de Garántia para financiar a las empresas», especialmente las pequeñas y medianas, porque las «grandes» iban a quedar en el ámbito del instituto de crédito del Estado, según ha abundado.

Tras remarcar que dicha línea de Garantía, con el «aval» de la Junta, acumula «más de 8.000 operaciones solicitadas», el titular de Hacienda ha defendido que «el compromiso» del Gobierno andaluz «con el conjunto de las empresas de Andalucía está totalmente» acreditado, y «va a seguir en la misma línea», según ha agregado, porque hay que «intentar que la actividad económica se mantenga de la mejor manera posible».

«El compromiso que tenemos con las empresas de Andalucía es intentar ayudar todo lo que podamos, siempre y cuando la formula jurídica nos lo permita», ha resumido el consejero de Hacienda antes de matizar que «tenemos que ser muy cuidadosos a la hora de hacer las cosas», y de insistir en que la situación actual de Abengoa «se ha generado por la mala gestión anterior» en el seno de la empresa.

PLAN DE REESTRUCTURACIÓN

El pasado 25 de septiembre, Abengoa anunció que había logrado el respaldo de sus acreedores a su acuerdo de reestructuración, con lo que su rescate quedaba pendiente de la participación de la Junta de Andalucía, que debía confirmar su apoyo financiero de 20 millones de euros antes de finalizar este mes de septiembre.

No obstante, en un hecho relevante a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la sociedad informó de que, «una vez obtenidos los consentimientos necesarios al efecto, se ha procedido a extender dicho plazo hasta el 15 de octubre».

De esta manera, el grupo presidido por Gonzalo Urquijo ganaba tiempo para intentar buscar una solución que desbloquee la negativa del Gobierno andaluz y poder sacar adelante así su plan de rescate.