El precio medio diario de la electricidad baja este sábado hasta los 80 €/MWh, pero a las 21.00 horas se sitúa en 121 €/MWh

El precio mayorista de la electricidad caerá este sábado un 15% con respecto al récord marcado este viernes, aunque se mantendrá por encima de los 80 euros por megavatio hora (MWh), en plena ola de frío que asola España estos días por la borrasca ‘Filomena’.

En concreto, el ‘pool’, cuyos precios diarios se fijan con un día de antelación, marcará para el 9 de enero un precio medio diario de 80,66 euros por MWh, lejos de los 94,99 euros por MWh para este viernes, según datos recogidos por Europa Press a partir del operador del mercado ibérico (Omie).

No obstante, a pesar de este caída en el precio medio diario, las horas puntas verán como sus precios pueden llegar a superar los 120 euros por MWh. Así, entre las nueve y diez de la noche los consumidores que dispongan de tarificación por horas pagarán la electricidad a 121,24 euros por MWh, muy por encima de los 50,25 euros de la hora más barata, que se dará a las cinco de la madrugada.

Este aumento sobre los precios de la electricidad se debe a la acumulación de diversos factores, como son un incremento de la demanda por la ola de frío y la subida en los precios del dióxido de carbono (CO2) y la cotización del gas natural, según indicaron a Europa Press en fuentes del sector.

El precio mayorista de la electricidad tiene un peso cercano al 35% sobre el recibo final, mientras que alrededor del 40% corresponde a los peajes y cerca del 25% restante, al IVA y al Impuesto de Electricidad. El Gobierno ha congelado para 2021 los peajes y cargos eléctricos con los que los consumidores sufragan los costes regulados.

PRECIOS CASI EL DOBLE QUE LA MEDIA DE 2020.

El precio de la electricidad ha alcanzado los 22,14 céntimos por kilovatio hora (kWh) este viernes, casi el doble que la media de 2020, que fue de 12,14 céntimos.

Tras el nuevo incremento de este viernes, la subida interanual en el precio del kWh en la tarifa regulada (PVPC) en los primeros ocho días de este mes de enero alcanza ya el 30,9%.

En lo que va de año, el kWh representa una media de 17,50 céntimos (impuestos indirectos incluidos), frente a los 13,36 céntimos el mismo periodo de 2020.

Tomando como referencia la tarifa media del kWh en estos primeros ocho días de enero, la factura eléctrica del usuario medio se situaría ya en 83,24 euros, lo que representa un incremento del 22,2% sobre los 68,11 euros de las mismas fechas del año pasado, según datos Facua-Consumidores en Acción sobre un usuario medio que consume 366 kWh mensuales y tiene una potencia contratada de 4,4 kW. Para encontrar una factura tan elevada hay que remontarse a septiembre de 2018, cuando alcanzó los 83,55 euros.