El Consejo Seguridad Nuclear trabaja en la renovación de Ascó

El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) trabaja en la renovación de la explotación de la centrales de Ascó I y Ascó II (Tarragona) operativas desde 1984 y 1986, respectivamente, cuya autorización de explotación vigente finaliza en el próximo mes de octubre.

Según fuentes del regulador, el titular de Ascó remitió al CSN la documentación para la autorización de renovación de explotación y desde el Consejo se emitirá el informe preceptivo antes del mes de octubre, tal y como marca el reglamento sobre instalaciones nucleares y radiactivas.

Dicho informe, sobre la autorización para las dos unidades de producción, se elevará al Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico quien decidirá finalmente sobre la renovación (el dictamen del CSN sólo es vinculante si la autorización es negativa).

El calendario pactado en su momento por el Gobierno y las eléctricas sobre el cierre del parque nuclear español prevé que la primera de las centrales en cerrar sea Almaraz I, en 2027, seguida de su gemela, Almaraz II, en 2028, mientras que Ascó I y II lo hagan entre 2029 y 2030.

Para el lustro siguiente, quedarían Cofrentes, Vandellós II, que pararían en 2033 y 2034, respectivamente, y la de Trillo, la última, en 2035.